Tomar consciencia de nuestro cuerpo, de nuestras emociones y lo que sentimos en cada momento, es fundamental para nuestro desarrollo personal. Es fundamental para “ser felices”. Con este propósito, la Biodanza, se erige como una de las formas de trabajar más importantes. Un sistema de integración humana. Un sistema para el trabajo emocional.

Gracias a Isabel Jódar, una especialista en este campo, nos hemos podido aproximar a esta técnica -sistema- tan diferente. Hemos conocido las bondades de su uso, los beneficios y la forma en la que se trabaja. Una forma en la que el baile -entendido éste como el movimiento corporal que se hace al escuchar la música- juega un papel determinante.

En el siguiente podcast de Granada Social, podréis conocer más a propuesta y a nuestra invitada. Un lujo haber conversado con ella.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *