Nace GRANADÁ, una unión de empresarios en pos del compromiso social

La campaña “Soy persona” nace para comunicar la primera acción social organizada por GRANADÁ. María Martín Titos y Sergio Oya se unen para dar forma a esta plataforma de empresarios solidarios. En la primera acción que realizan participan 10 empresas de Granada para ayudar a La Ciudad de los Niños con fin social, cosa que hacen ya bajo el paraguas de GRANADÁ.

Los dos pilares fundamentales de GRANADÁ aparte de una estructura lo más profesional posible son: la acción social (RSC), la comunicación y el marketing. Para esta plataforma compuesta por empresarios-as y empresas solidarias son dos herramientas fundamentales para dar soporte a nuestras actuaciones en las áreas de actividades de la Plataforma empresarial GRANADÁ.

En los últimos años venimos asistiendo a una revolución socio-empresarial sin precedente. Desde finales de los noventa una amplia gama de códigos de conducta, pactos, directrices y normas de carácter voluntario, y algunas de carácter obligatorio, están emanando de diferentes organismos públicos o privados, nacionales e internacionales. La corriente a favor de que la empresa como organización desempeña un papel clave en la sociedad no solamente restringido a la creación de riqueza y empleo es cada vez más aceptada. Este mundo globalizado e interrelacionado requiere unas normas de conducta empresarial que, dentro del libre juego del mercado, minimicen los impactos sociales y medioambientales que la actividad económica de dichas organizaciones conlleva a lo largo y ancho del planeta. El 25 de septiembre de 2015, 193 países se comprometieron con los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas y su cumplimiento para el año 2030.  Un nuevo contrato social global que no deje a nadie atrás. Una Granada que haya alcanzado los ODS en 2030 será una ciudad para las personas y para ello deben tener un papel protagonistas las empresas de la ciudad.

#SoyPersona

GRANADÁ a decidido comenzar con una acción que era muy necesaria en la sociedad granadina. #SoyPersona, es una campaña para contrarrestar “el discurso de odio” contra los menores migrantes solos en Granada, y dar a conocer el programa de alta intensidad de Ciudad de los Niños dirigido a jóvenes que han sido tutelados por la Junta de Andalucía con edades comprendidas entre los 18 y 21 años y sin referentes familiares válidos, donde se trabajan acciones destinadas a su inserción social y laboral a través de una experiencia real de vida autónoma.

La campaña pretende contar las historias de esos jóvenes que están en el programa y los que ya han pasado por él. Además, se quiere resaltar el importante papel que juegan los empresarios que contratan a estos chicos y chicas. Con la llegada del término “mena” al debate público “se ha creado un neologismo con connotaciones negativas” que contribuye a reforzar prejuicios y racismos. El antropólogo Francisco Javier García Castaño, director del Instituto Universitario de Migraciones de la Universidad de Granada, compara esta palabra al uso del adjetivo “ilegal” en expresiones como “inmigrantes ilegales”: “No hay personas ilegales. En todo caso, lo serán sus acciones”. García Castaño recuerda que, de acuerdo con nuestra legislación, “los menores y los jóvenes son objeto de una protección especial”, con independencia de su nacionalidad o el color de su piel. En definitiva el objetivo fundamental de la campaña es mostrar que ante todo estos chicos y chicas “son personas” un concepto que tendría que estar muy claro pero que el término “mena” hace que esta campaña sea necesaria.

GRANADÁ

GRANADÁ quieren destacar el valor de sensibilización y concienciación del tejido empresarial. Para la concienciación y sensibilización arrancan con la Campaña “Soy persona”. La visibilización y fundraising se logrará también a través de esta campaña y se hará hincapié en el posicionamiento de la Marca GRANADÁ junto con las sinergias de otras asociaciones y entidades públicas y privadas que les apoyan. En GRANADÁ, asumen que la RSC es una herramienta de competitividad y diferenciación. Como la comunicación es una clave fundamental de sus actuaciones se sienten muy capacitados para generar ese retorno en imagen y reputación a las empresas. También creen que las colaboraciones a medio y largo plazo son más eficaces que las estrictamente puntuales, ya que asociando marcas todos ganamos.

El primer paso imprescindible para fomentar la diversidad en las organizaciones es, desde su punto de vista, desde el conocimiento. Quieren generar con sus proyectos la visión para las empresas del beneficio de la RSC. Hay muchos, por ejemplo, el enriquecimiento que aporta la diversidad a los equipos de trabajo. La flexibilidad que genera trabajar codo con codo con los “diferentes”, aunque el concepto de quién es diferente y porqué daría mucho de qué hablar. La empatía, el respeto… hay muchos. En GRANADÁ lo resumen en uno: el valor de pensar diferente. Si todos estamos de acuerdo en que la innovación, la creatividad y la diferenciación son hoy valores imprescindibles en las organizaciones, si hay algo que potencia esos conceptos, es la diversidad. Personas que piensan y actúan de forma diferente, por el motivo que sea, son talento desaprovechado si no están presentes en las organizaciones. Pero también quieren fomentar el valor. Las personas que lo tienen un poco más difícil o un mucho más difícil que los demás, tiene que afrontar sus retos con más valentía y determinación.

Esta campaña la realizan 10 empresas que tienen como principal objetivo el de conseguir el listado de necesidades para la ONG Ciudad de los niños.

Puedes seguir su día a día y todas las acciones que lleven a cabo haciendo click aquí. Estas son sus redes sociales.

Te puede interesar

Síguenos en nuestras redes

Anuncio

Suscríbete a nuestro Newsletter

Y actualízate con las últimas noticias

Anuncio

RECIBE LAS ÚLTIMAS NOVEDADES